domingo, 20 de noviembre de 2016

Ñoquis de patata con salsa de tomate "ligera y rápida"


El ñoqui de patata es la variedad de ñoqui más consumida en Italia y Latinoamérica. Aunque suele considerarse como un tipo de pasta, no lo es en puridad. Su masa se elabora con harina, patata, mantequilla y huevo. Es típico presentarlos con unos surcos que se pueden hacer en casa fácilmente con un tenedor, aunque existen utensilios que nos pueden ayudar a prepararlos con un aspecto "más logrado"

Es una receta sencilla que requiere algo de organización por nuestra parte ya que hay que cocer las patatas, escurrirlas, triturarlas, preparar la masa, formar los ñoquis y cocerlos. Si además quieres preparar la salsa casera, tienes que añadir el tiempo de preparación de ésta.

Y pensando justo en que vamos a tardar un rato en dejar listos los ñoquis, me he decantado por una salsa de tomate rápida y, además, ligera.




Para 4 personas

Para los ñoquis:

- 1 kg de patatas (pesadas antes de cocer)
- 2 yemas de huevo
- 100 gr. de mantequilla (da igual si la utilizáis con sal o sin sal)
- 250 gr. de harina
- Sal
- Pimienta negra

Para la salsa de tomate:

- 4 o 5 tomates grandes
- 1 cebolla
- 2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
- 2 dientes de ajo
- 1 cucharada pequeña de azúcar
- Sal
- Pimienta negra
- Orégano

Presentación del plato (opcional):

- Canónigos
- Aceite de oliva virgen extra
- Pimienta negra molida
- Sal
Ñoquis

- Lavar las patatas y hervirlas con piel. Una vez que estén cocidas, las enfriaremos con agua y les retiraremos la piel.
Para saber si la patata está bien cocida por dentro, pinchadla con un cuchillo, y si éste atraviesa fácilmente la patata, estará lista.

- Espachurraremos la patata con la ayuda de un tenedor, haciéndola puré. Y le añadiremos las yemas de huevo batidas, la mantequilla a temperatura ambiente, un poco de sal y pimienta negra al gusto.



- Mezclaremos bien, hasta que los ingredientes estén bien integrados entre sí y procurando que no queden grumos de patata.

- Incorporaremos la harina poco a poco, para que se vaya formando una masa lo más homogénea posible.


El resultado debe ser una masa ligeramente pegajosa pero que se pueda manejar.



- Pondremos agua a hervir.

- Enharinaremos la superficie en la que vayamos a darles forma y, para manejarlos mejor, siempre que sea necesario, espolvorearemos harina en nuestras manos.

- Para formar los ñoquis, primero haremos rulos largos de, aproximadamente, un centímetro de grosor. Rulos que cortaremos en trocitos de unos dos centímetros cada uno y a los que haremos surcos con la ayuda de un tenedor.
De esta forma nos quedarán unos ñoquis bastante aparentes, de apariencia casera, rústicos,...



- Pondremos los ñoquis en el agua hirviendo. Los pondremos en tandas de unos 7 u 8 cada vez, para que no se amontonen unos encima de otros.
Veréis que al principio los ñoquis se van al fondo, pero conforme se van cociendo suben a la superficie.

- Cuando los ñoquis estén flotando en la superficie del agua, estarán listos. Los retiraremos con la ayuda de una espumadera y los pondremos a escurrir.
Repetiremos el mismo procedimiento hasta que hayamos terminado con todos los ñoquis.

Salsa de tomate "ligera y rápida"

- Picaremos la cebolla en trozos muy pequeños.

- Cocinaremos la cebolla y los dos dientes de ajo pelados, en una sartén, con las dos cucharadas de aceite de oliva. Añadid un poco de sal y tapadlo con la tapadera, removiendo de vez en cuando.

-Trocearemos los tomates y los trituraremos con la batidora.

- Cuando la cebolla esté lista, la añadiremos al tomate triturado. Y volveremos a triturar con la batidora hasta que nos quede una salsa.

- Lo llevaremos todo a la sartén. Añadiremos azúcar, orégano, pimienta negra molida y sal (lo que necesite de sal).

- Cocinaremos la salsa, a fuego medio/fuerte, hasta que quede reducida.

- Con el truco de triturar el tomate, la salsa de tomate se hace en menos tiempo.


En la presentación final del plato, he utilizado unos canónigos para darle un toque de color al plato. Cuando añado algún tipo de hoja en los platos, no me gusta hacerlo así porque sí. Suelo, previamente, aderezar las hojas con un poco de aceite de oliva y sal. De esta forma, las hojas cobran sentido en el plato y aportan sabor.


Otras recetas de pasta que creo que tienes que probar:

- Orecchiette con salsa parisienne (¡Mi preferida! Aunque el nombre os asuste, es de lo más sencilla. ¡Lo que disfruto cada vez que la preparo!

- Pasta con salsa de calabaza (Ideal para controlar las calorías extras en las salsas que solemos poner a la pasta. Además, os recomiendo que en este caso la pasta sea integral)

- Fideos soba con pollo y verduras (Un tipo de pasta diferente y toques orientales)


"Preparar ñoquis" ha sido la propuesta de este mes de Desafío en la cocina. En este recopilatorio podréis disfrutar de un montón de ideas diferentes sobre cómo prepararlos y diferentes salsas. ¡No os lo perdáis!


6 comentarios :

  1. Estupenda idea la de la salsa ligera ya que es un plato contundente jeje, una pinta rica rica. Besos.

    ResponderEliminar
  2. Ummmm ricos, ricos con esa salsita!! hemos coincidido jeje
    Un besazo!!

    ResponderEliminar
  3. te han quedado fantásticos que buenos.
    besosss

    ResponderEliminar
  4. Deliciosos y con una salsa rápida y rica! No se puede pedir más!

    ResponderEliminar

Cuéntame aquí que te parece mi publicación. ¿Te gusta? ¿No te gusta? ¿Quieres aportar cosas nuevas? Este es el lugar adecuado donde plasmar todo aquello que te sugiera mi blog.
Muchas gracias por hacer que este pequeño riconcito siga creciendo, sin ti no tendría sentido.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...